Cultiva tu tranquilidad

Para cultivar tu tranquilidad debes enfocarte en lo que puedes controlar. No te preocupes por lo que está fuera de tu control.


Por ejemplo, no puedo detener el paso de los años, pero puedo tomar la decisión de envejecer con gracia y dignidad. Todo comienza con un cambio de percepción.


Foto de Ashwin Vaswani y Ravi Patel enUnsplash

2 visualizaciones0 comentarios