top of page

ESTRATEGIAS QUE PUEDEN AYUDAR A LAS MUJERES ADULTAS A MEJORAR SU AUTOIMAGEN.

Los problemas de autoimagen pueden ser un problema complejo y multifacético, y no existe una solución única. Sin embargo, existen algunas estrategias basadas en evidencia que pueden ayudar a las mujeres adultas a mejorar su autoimagen.


1. Practica la autocompasión: La autocompasión implica tratarse a uno mismo con amabilidad, comprensión y apoyo durante momentos de dificultad o fracaso. La investigación ha demostrado que la autocompasión se asocia con una mayor resiliencia emocional, niveles más bajos de ansiedad y depresión, y una mejor imagen corporal (Neff, 2003).


2. Concéntrate en la funcionalidad del cuerpo en lugar de en la apariencia: La investigación ha demostrado que centrarse en la funcionalidad del cuerpo, como la fuerza y la salud, en lugar de en la apariencia, puede llevar a una mayor satisfacción corporal (Tylka y Wood-Barcalow, 2015).


3. Practica el diálogo interno positivo: El diálogo interno positivo implica usar afirmaciones positivas para contrarrestar el diálogo interno negativo. La investigación ha demostrado que el diálogo interno positivo puede mejorar la autoestima y la imagen corporal (Mosewich, et al., 2013).


4. Rodéate de modelos a seguir positivos: Estar cerca de modelos a seguir positivos puede ayudar a fomentar una imagen corporal saludable. La investigación ha demostrado que las mujeres que se rodean de modelos a seguir positivos tienen mayores niveles de apreciación corporal (Homan, et al., 2012).


5. Busca ayuda profesional: Si los problemas de autoimagen están interfiriendo con la vida diaria, buscar ayuda de un terapeuta o consejero puede ser beneficioso. La terapia cognitivo-conductual (TCC) ha demostrado ser efectiva para mejorar la imagen corporal (Jarry y Ip, 2015).


Fuentes:


Homan, K. J., et al. (2012). The role of social comparison in the effect of magazine advertisements on women's mood and body dissatisfaction. Journal of Social and Clinical Psychology, 31(5), 484-507.


Jarry, J. L., & Ip, K. Y. (2015). Terapia cognitivo-conductual e imagen corporal: una revisión de la literatura. Imagen corporal, 14, 1-10.


Mosewich, A. D., et al. (2013). Aplicando la autocompasión en el deporte: una intervención con atletas mujeres. Revista de psicología del deporte y ejercicio, 35(5), 514-524.


Neff, K. D. (2003). Autocompasión: una conceptualización alternativa de una actitud saludable hacia uno mismo. Identidad y Uno mismo, 2(2)

Foto de Jade Destiny en Unsplash

5 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page